Consejos para la vuelta al cole: Planificación y Organización

Niña de vuelta al colegio.

Se acaba el verano y llega una de esas épocas donde se prevé que el gasto familiar va a aumentar, y justo después de un periodo donde, por lo general, hemos gastado más de lo normal. El buen tiempo, vacaciones de los miembros de la familia, salidas con amigos y a tomar algo en la terracita, etc… Son pequeños gastos extra que hacemos durante el periodo de los meses de verano que si no son controlados podemos hacer que la vuelta al cole se nos haga un poco cuesta arriba.

La planificación es fundamental para intentar ahorrar al máximo y optimizar nuestras compras. Primeramente os aconsejamos organizar, revisar y hacer una lista de todo lo necesario para la vuelta al cole. Podemos utilizar esta lista para tachar de ella todo lo que tengamos en casa de años anteriores, y que evidentemente podamos reutilizar.

Si nuestro peque tiene hermanos mayores o amigos y conocidos de cursos superiores podemos consultarles que nos pueden dar y así quitar de esta lista algunas cosas más. Cuanto más encontremos y podamos reutilizar nuestro gasto será menor.

Prevee el gasto escolar para la vuelta al colegio.

Con esta lista podemos ya tener claro que es lo que necesariamente debemos buscar o adquirir.

Cómo optimizar el gasto que debemos realizar indudablemente

  • Se previsor: Normalmente los coles nos proporcionan esa lista de material con bastante tiempo de antelación, así que no dudes en comparar los diferentes comercios, tanto físicos como por internet. Los comercios, normalmente tienen los precios mucho más ajustados antes de que se acerque la vuelta al cole. Si lo dejamos para última hora pagaras más caro por el mismo producto y el agotamiento físico por dejarlo hasta última hora será mayor.
  • Consulta a otros padres: Realmente los padres de los compañeros de tu hijo están en la misma situación que tú. Una gran idea es poneros de acuerdo tanto para repartir las tareas para buscar el material como para agrupar vuestras compras en un comercio o almacén en concreto. Si las compras son en cantidades mayores a la unitaria de cada producto es más que probable que el comerciante os haga algún tipo de descuento a todos.
  • Compra y vende de segunda mano para ahorrar: Existe material escolar que no se estropean y pueden ser reutilizables. Libros de texto o ropa son un buen ejemplo. Podrás conseguir un ahorro considerable. De igual forma tu puedes tener material escolar susceptible de ser vendido a otros padres. Ten en cuenta el ahorro que puede suponer el comprar más barato y vender a su vez el material que no necesites.
  • Cuidado con los materiales de merchandising de dibujos y personajes famosos: Este tipo de material es considerablemente más caro que otros aun cumpliendo con la misma función. A los peques le podemos dar algún capricho comprándole algo de su personaje favorito pero un truco para tenerlo contento sin aumentar el gasto es comprar material genérico y decorarlos con pegatinas y otros elementos.
  • Cuidado con lo barato: El objetivo es ahorrar, eso está claro, pero ya sabes que a veces lo barato sale caro y es importante que este un material duradero.
  • Compra el material y vestuario progresivamente: Escala el gasto y así no tendrás que desembolsar todo el importe de una sola vez. Si no es posible escalar el gasto como hemos comentado podemos acceder a una financiación parcial por parte de empresas crediticias y de mini créditos. Estas nos adelantaran el importe, pero podremos devolverlo al mes siguiente o en sucesivos.

Esperamos que os haya servido de ayuda y esta cuesta después de vacaciones no sea tan cuesta arriba como presuponemos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *