Endoterapia para parques y jardines: los palmerales

Control de plagas en Palmerales mediante Endoterapia para parques y jardines.

La endoterapia vegetal o “tree injection” o “trunk injections” es un método de tratamiento del arbolado de bajo impacto en ciudades o zonas habitadas, en este caso, para parques o jardines.

La lucha contra las plagas es fundamental en un entorno urbano sostenible, limpio y con unas condiciones higiénicas fundamentales para la supervivencia de la especie humana que habita esos espacios.

¿Por qué tenemos que usarla?

En los últimos tiempos están llegando a nuestros campos, casas o ciudades muchas plagas importadas en semillas, plantas procedentes del exterior, llenando esos espacios de insectos que afectan a nuestros entornos, espacios plantados con bellos árboles exóticos, comunes, o bien, con preciosas plantas de todo tipo, viviendas, e, incluso, negocios o nuestra forma de vida, como es el caso de la agricultura.

En otros tiempos era habitual convivir con este tipo de plagas, pero al ser transmisoras de tantas enfermedades o provocar posibles accidentes y un entorno insano para vivir, es necesario facilitar nuestra supervivencia con el ecosistema que nos rodea.

Nuestras ciudades y jardines son más hermosos gracias a los árboles, arbustos y plantas de todo tipo que adornan nuestros parques, además de convertirse en pulmones verdes de nuestro hábitat, pues no solo sirven como ornamentación. ¡Debemos luchar contra la deforestación! En la provincia de Alicante y en Murcia abundan estos espacios y cultivos, jardines, parques, palmerales, y, somos nosotros los responsables de su cuidado. A nivel público y privado, estos espacios deben estar bien cuidados.

No es de extrañar encontrarnos con noticias sobre plagas en la prensa y de accidentes o muertes provocadas por la caída de ramas de árboles o palmeras, que no pasarían si se practicara la endoterapia vegetal, para evitar esos terribles sucesos insospechados e inesperados.

A menudo, nuestros jardines también se ven afectados. Nuestros hijos juegan en parques y jardines, tanto públicos como privados, en nuestras propias viviendas, y, debemos evitar que se suban a los árboles si están infectados. También, son lugares donde descansan los ancianos o donde pasean las familias, o deportistas que los recorren a diario haciendo su rutina de ejercicios o practicando “running”.

Es fácil que un solo árbol contagie al resto, puesto que estos insectos suelen volar de una rama a la otra o se extienden a otros tipos de plantas rápidamente. Podríamos acabar con nuestros espacios verdes arruinados, convirtiéndose en foco de muchos problemas para nuestros hábitats.

Los palmerales

Palmeral de Canarias.

Elche y Canarias son conocidas por la existencia de grandes palmerales, entre otros muchos lugares, por sus avenidas plantadas de palmeras, que adornan de forma muy exótica nuestros paisajes autóctonos, siendo el de Elche el más grande de Europa en una zona urbana, solo superado por algunos palmerales árabes. Son más de 200.000 bellas palmeras. Es lógico, pues procede del antiguo Al-Andalus, cuando los musulmanes ocupaban gran parte de la Península Ibérica. Son ejemplares de Phoenix dactylifera, es decir, palmeras datileras, muy importantes en la industria de los frutos secos para exportar, además de que en Canarias desde la Prehistoria se hacía “guarapo”, un licor hecho del producto de las palmeras.

El 30 de noviembre del 2000, el palmeral de Elche fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Desde 2005 se detectó el picudo rojo (Rhynchophorus ferrugineus), un escarabajo cuyas larvas devoran el corazón de la copa, el tallo, de las palmeras. En Canarias, esta plaga provocó algunas terribles muertes accidentales al caer ramas de los palmerales que adornan la ciudad de Las Palmas. Es por tanto un peligro tanto para el cultivo de dátiles como para las visitas a los palmerales o la cercanía a palmeras en zonas urbanas.

Es ahí donde entra en juego la endoterapia vegetal, pues es el mejor tratamiento debido a su bajo impacto ambiental. Desinfecciones Levante puede realizar con su gran profesionalidad un gran trabajo.

¡Protege nuestras ciudades y permite disfrutar de nuestros pulmones verdes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *